Especial primavera: prepárate para disfrutar en verano

Especial primavera: prepárate para disfrutar en verano

La primavera es momento de renovación, pero también de preparación para el verano. En verano tenemos vacaciones y más tiempo libre : algunos tienen jornada intensiva y la tarde libre, otros solo por la luz que hay hasta tarde les cunde más el día. En verano ocurre también algo curioso: aumenta nuestra actividad y con [&hellip

La primavera es momento de renovación, pero también de preparación para el verano. En verano tenemos vacaciones y más tiempo libre : algunos tienen jornada intensiva y la tarde libre, otros solo por la luz que hay hasta tarde les cunde más el día.
En verano ocurre también algo curioso: aumenta nuestra actividad y con ella mejora nuestra motivación. El problema es que con esa motivación se nos ocurren ideas y perdemos los días en hacer preparativos para disfrutar de esas ideas, pero cuando estamos listos ha llegado el otoño y la motivación se pierde.

Te propongo una cosa: ¿por qué no adelantar a la primavera todos los proyectos que sean preparativos de otras cosas más interesantes? No es nada raro, en primavera preparamos el viaje que vamos a hacer en vacaciones, ¿por qué no hacer lo mismo con nuestros hobbies?

Si nos gusta ir a pescar, en lugar de esperar a que se nos encienda la chispa en verano y perdamos las vacaciones en reponer la caja de utensilios, ¿no sería mejor que nos adelantáramos? O quizá tengas un estudio en el que pintas, puedes adelantarte y comprar lienzos limpios y un caballete nuevo.

No es necesario que sea un hobby, puede tratarse de un proyecto también. Si, por ejemplo, queremos construir un cobertizo, no esperemos al primer día de verano para preparar lo que necesitemos. Ya podemos empezar con ciertos preparativos, como solicitar los permisos de obras, decidir materiales en un catálogo, y encargarlos para asegurarnos de que los tendremos cuando empecemos.

Piensa ahora qué hobby o qué proyectos pendientes puedes hacer en verano: porque disfrutes más con ellos (esto debería ser lo más importante) o porque quieras dedicarles más tiempo seguido.

Si te surgen muchas ideas, concrétalas en una o dos, las que creas que puedes completar en un par de meses. Esto es muy importante: con la motivación pueden surgir ganas de dedicarse a mil cosas, y decidir ahora te ayudará más adelante a centrarte en tus objetivos.

Una vez te hayas decidido, detecta proyectos previos. Piensa en si necesitas algún preparativo, y anota las próximas acciones necesarias. Aquí te pueden surgir cosas como comprar ropa de baño, buscar rutas en el Pirineo, tejer una hamaca o poner a punto las bicicletas.

Ahora dedícate a completar las acciones que has anotado, y asegúrate de tenerlo todo listo para dedicar el verano solo a disfrutar de él.

Fotografía: Okavango Delta – cruising in a mokoro por geoftheref

Daniel Aguayo

¿Te ha gustado este artículo?

Si es así, compártelo con el mundo o suscríbete a nuestro RSS feed

Deja tu comentario

Default User

Your Name

abril 14, 2010

* Nombre, Email y Comentario son obligatorios

Sígueme en las redes sociales
Follow Me on Pinterest
Suscríbete